sábado, 14 de abril de 2007

La Armadura de Dios

Palabra entregada por: Edith Arancibia

“Por lo demás, hermanos míos, fortaleceos en el Señor, y en el poder de su fuerza. Vestíos de toda la armadura de Dios, para que podáis estar firmes contra las asechanzas del diablo. Porque no tenemos lucha contra sangre y carne, sino contra principados, contra potestades, contra los gobernadores de las tinieblas de este siglo, contra huestes espirituales de maldad en las regiones celestes. Por tanto, tomad toda la armadura de Dios, para que podáis resistir en el día malo, y habiendo acabado todo, estar firmes. Estad, pues, firmes, ceñidos vuestros lomos con la verdad, y vestidos con la coraza de justicia, y calzados los pies con el apresto del evangelio de la paz. Sobre todo, tomad el escudo de la fe, con que podáis apagar todos los dardos de fuego del maligno. Y tomad el yelmo de la salvación, y la espada del Espíritu, que es la palabra de Dios; orando en todo tiempo con toda oración y súplica en el Espíritu, y velando en ello con toda perseverancia y súplica por todos los santos”. Efesios 6:10-18.

Muchas veces tenemos luchas con nuestros vecinos, o con nuestros compañeros y olvidamos que no son ellos sino el diablo. Debemos tener cuidado con el diablo, porque él trabaja maquinando en nuestras mentes (1ª de Corintios 2:11).

El Diablo no tiene compasión con nosotros, él va a tratar de votarnos a como de lugar (Juan 10:10).

Debemos tomar la armadura de Dios y vestirnos con el carácter de Cristo (Efesios 6:13-14)

Debemos orar en todo tiempo, porque el orar es conversar con Dios (Efesios 6:18)... ¡¡¡Cuidado!!!... Si dices... “A mi no me gusta orar”... Porque estas diciendo, que no te gusta conversar con Dios. Debes ser constante, ya que es importante saber contra quien es nuestra lucha.

¿Tienes puesta tu Armadura?, ¿O quizás te falto ponerte el escudo o el yelmo o el calzado?

El ponerse la armadura, no significa que vamos a salir a buscar al diablo para pelear, es para resistir en el día malo. No le des lugar al diablo (Santiago 4:7).

Analiza tu vida y ve si tienes toda tu armadura puesta, pero quiero que sepas que si te falta algo, esta Jesús a tu lado para vestirte de su Gloria.Si hay alguna herida, que et dejo el camino, entrégale a Jesús todo aquello y vístete de la Armadura de su Espíritu Santo.

2 comentarios:

Claudia dijo...

Liindo Liindo Liindo ...

Bueno que mas decirte estoy 0 aporte ...

Pasee a dejar mi heella...

Bendiciones....(K)

http://www.fotolog.com/girl_detus_ojos

Desde mi Corazón... dijo...

Realmente para mi han sido de bendición todos ustedes... Gracias por todas sus oraciones y para mi es un honor servir a Dios a su lado...

Bendiciones por mil...

Mónica Torres Elgueta